viernes, 18 de agosto de 2017

Industrias piden anulación de alza de 48% en tarifas de gas

La Cámara Nacional de Industrias manifestó ayer su rechazo a la Resolución Administrativa RAR-ANH-ULGR-N° 0331/2017, emitida por la Agencia Nacional de Hidrocarburos, que dispone el 48% de incremento de la tarifa de gas natural a todas las industrias de Bolivia. La medida entró en vigor el 15 de este mes de agosto.

TARIFAS

El presidente de la CNI, Horacio Villegas, explicó que el valor del millar de pies cúbicos de gas natural se cotizaba en $us 1,70, pero a partir de la medida de la ANH, ese mismo volumen se elevó hasta $us 2,50, lo que representa un aumento del 48%.

Villegas dijo al respecto que es imposible que este sector, que genera 112 mil puestos de trabajo en Bolivia, pueda absorber el costo de la nueva tarifa que estableció el Gobierno para un componente primordial del costo del producto.

DISCRIMINACIÓN

Señaló, de otra parte, que el incremento tarifario dispuesto por las autoridades, es discriminatorio, porque es el único sector que pagará los costos de los precios internacionales del hidrocarburo.

Los precios petroleros bajaron el mercado internacional, cuyo hecho incidió en un menor valor del gas exportado a los mercados de Brasil y Argentina, lo que provocó una merma de la renta petrolera para el Estado, así como a las instancias subnacionales como las alcaldías, gobernaciones y universidades.

COSTOS Y PRECIOS

“La industria definitivamente consume energía. Todas las industrias manejan energía y energía térmica, (y el) incremento de esta energía (gas), definitivamente determinará el incremento de costos y probablemente tenga que haber un ajuste de precios en los productos de consumo o uso de la población”, alertó el dirigente empresarial.

OTRAS MEDIDAS

Lamentó que ante del ajuste puesto en vigor por la ANH existía ya la posibilidad del cierre de industrias. Dijo que “el sector no sólo recibió ese golpe, sino una cantidad adicional de medidas desde hace tiempo, a lo que se suman, los costos productivos, la política laboral, reglamentaciones y nuevas normas oficiales que tenemos que cumplir; por lo que ese es un costo adicional que va afectar a muchas industrias”, advirtió.

“En vez de que las industrias dediquen tiempo a ser más productivas, a buscar nuevas ideas, ahora tienen que hacer todo lo contrario, ya que deberán pensar para no cerrar, no despedir o no salir del mercado”, sostuvo Villegas.

PLANIFICACIÓN

Afirmó también que “un ajuste de 50% en el precio del gas natural muestra que no hay una planificación adecuada; reiteró que pedirán la anulación del incremento. En el transcurso de las siguientes horas se enviará una carta al Presidente, ya que el sector no está preparado para asumir esta situación”.

Bolivia era un referente a nivel regional, por tener precio bajo para la energía, pero con la determinación de las autoridades nacionales la situación se modificó; Villegas sostuvo que, al parecer, los industriales del país subvencionarán el costo doméstico (gas domiciliario) y el consumo de vehículos (GNV).

DATOS

- La CNI estima que el incremento de la tarifa del gas natural para el sector industrial representaría un sobrecosto de Bs 130 a 150 millones.

- En la gestión 2012 el importe por concepto de gas natural del sector industrial llegó a Bs. 249 millones, el cual aumentó este año.

- La medida constituye un desincentivo para la industrialización, y es contradictoria con el repetido discurso gubernamental de desarrollo industrial manufacturero y cambio de la matriz productiva del país.

- El incremento de la tarifa de gas natural afectará negativamente a la industria nacional que representa 16% del Producto Interno Bruto (PIB) y que genera más de 112 mil empleos directos formales.

- La aplicación de la citada resolución, restará productividad y competitividad a la industria nacional e impulsaría el incremento del contrabando y la importación de productos manufacturados.

- El sector industrial es el mayor consumidor de gas natural en Bolivia con cerca del 50,6% del consumo doméstico, superior al consumo comercial, GNV y doméstico.

jueves, 17 de agosto de 2017

Chuquisaca tiene principales áreas de exploración


INVERSIÓN

En 2016 se invirtieron $us 83,98 millones en la cadena hidrocarburífera de Chuquisaca. Sólo a exploración se destinó $us 50,47 millones. La proyección de inversiones para esta gestión es de $us 233,3 millones, acentuando la actividad exploratoria con la premisa de seguir encontrando recursos naturales, con $us 16,9 millones.



Seis de los 11 proyectos de exploración que Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) dará prioridad entre 2018 y 2019, en la perspectiva de aumentar y reponer las reservas de hidrocarburos, involucran al departamento de Chuquisaca.

Estos 11 proyectos tienen un potencial de 12,16 trillones de pies cúbicos (TCF) de gas natural. Están distribuidos en Tarija, Chuquisaca, Santa Cruz, Cochabamba y Beni.

Se trata de Jaguar, Ñancahuazú, Boyuy, Río Grande La Peña, Iñiguazu, Sararenda, Itacaray, Los Monos, Caranda Profundo, Sipotindi y Tacobo X1001ST. La producción de los mencionados proyectos comenzará en caso de éxito exploratorio y se extenderá hasta 2021.

Estos proyectos exploratorios que “se atienden con prioridad” abarcan los departamentos de Tarija, Chuquisaca y Santa Cruz, según la estatal petrolera. Entre las empresas operadoras que trabajan en estos prospectos están Shell, Repsol, Total-Gazprom, YPFB Andina, YPFB Chaco, Petrobras, Casa Matriz y Pluspetrol.

Adicionalmente, YPFB Corporación tiene contratos de servicios petroleros para exploración y explotación entre los que se encuentra las áreas Isarsama, El Dorado Oeste, Huacareta, Azero, Carohuaicho 8A, 8B, 8C, 8D y Oriental.

Como resultado de la Ley de Incentivos, impulsada por el Gobierno central, se encuentran en proceso de aprobación por la Asamblea Legislativa Plurinacional los contratos de servicios petroleros para las áreas Charagua, Aguaragüe Centro, Itacaray, Abapó y Yuchán y se encuentran en negociación San Telmo y Astillero.

Según el mapa exploratorio de YPFB, los seis proyectos que abarcan Chuquisaca ya sea íntegra o parcialmente son Azero, Itacaray, Aguarague Norte, Huacareta, Capipipendi y Carohuaicho.

Siempre respecto a los prospectos que involucran a Chuquisaca, en el bloque Azero el primer pozo a ser perforado se denomina Ñancahuazú; en Itacaray, el Itacaray; en Aguarague Norte, el Sipotindi; en Huacareta, el Jaguar; en Caipipendi, el Boyuy; y en Carohuaicho 8D, el Sararenda.

El ex senador y entendido en temas petroleros Fernando Rodríguez considera importante todo lo que se haga en exploración para reponer las reservas y la producción utilizada en los últimos años, considerando que Bolivia se acerca “peligrosamente” a un momento en que la demanda es mayor que la oferta para cumplir los contratos de exportación y fundamentalmente para el creciente mercado interno.

Respecto al Boyuy, cuya estructura está en Tarija y Chuquisaca, el pozo exploratorio fue ubicado en Tarija. El Gobierno tiene la esperanza de que este nuevo prospecto sea otro gran descubrimiento como lo fue el campo Margarita.

Rodríguez recuerda que Repsol retoma este proyecto que estaba a cargo de la venezolana PDVSA, que ya debió perforar “varios pozos” pero “no se hizo nada”. Boyuy está al lado del Margarita-Huacaya.

“Hablando de Boyuy, que estará entre (los campos) Sábalo y Margarita, se puede afirmar casi con certeza que va a existir gas; por ejemplo, si tenemos una estructura geológica entre Margarita y Sábalo, al medio, y en los prospectos tenemos dos megacampos, casi con certeza vamos a apuntar positivamente”, destaca.

El experto ve similar perspectiva con la exploración en el campo Sipotindi del bloque Aguarague Norte, donde si bien será “un poco más complicado”, porque todavía en el Aguarague Profundo no se ha descubierto gas, puede ser un gran descubrimiento en la medida que abra la frontera más al este, es decir, hacia la llanura.

El bloque Huacareta, que antes se llamaba Entre Ríos, es parte de una estructura compartida entre Chuquisaca y Tarija.

A esta suerte de posibilidades se debe sumar al bloque Azero, cuya estructura es más grande en Chuquisaca que en Santa Cruz y es colindante con el megacampo Incahuasi.

“Todos estos temas deberían merecer una fiscalización por parte de nuestros parlamentarios, en el cumplimiento de los contratos y en cumplimiento de los cronogramas de exploración, de desarrollo de los campos y sobre todo de inversión que es importante”, remarca.

Agrega que al margen de esas áreas exploratorias, tiene una “observación seria” respecto al bloque Itacaray que fue otorgado a la petrolera GTLI cuando su responsable era Luis Carlos Kinn Franco, hermano del ministro de Obras Públicas de entonces José Kinn Franco.

“No sabemos en qué ha quedado ese contrato porque ese prospecto es muy interesante, está aledaño al campo Huacaya, prospecto que tenía unas grandes perspectivas y que durante cinco años no se hizo nada. Esperemos que se retome esto por YPFB o alguna otra empresa para poder tener un resultado futuro”, resalta Rodríguez.

Chuquisaca tiene grandes perspectivas hidrocarburíferas porque está en la parte alta de la estructura geológica.

Sin embargo, el éxito depende de los estudios preliminares que se están realizando. “Si se está haciendo el pozo ya es un avance positivo, si hablamos de que en este año y el próximo vamos a perforar el pozo Boyuy en el bloque Caipipendi, que es compartido con Chuquisaca y Tarija, en 2018 podríamos tener los resultados y si estos son positivos ya directamente hacer el desarrollo del campo”, subrayó.

Rodríguez considera que YPFB debe priorizar sus inversiones en las áreas tradicionales de hidrocarburos y dejar a las petroleras privadas que arriesguen sus grandes capitales en las no tradicionales.

Pero ahora con YPFB y las grandes petroleras en las áreas tradicionales se deben apurar las inversiones para encontrar más gas y reponer de alguna manera parte de las reservas consumidas en los últimos diez años.

“Nos estamos comiendo un promedio de 0.7 TCF por año en cuanto a mercado interno y a exportaciones, y eso supone que en diez años nos podemos estar comiendo toda la reserva que existe, es decir, los remanentes de los campos actuales”, subraya.

La declinación de los grandes campos es inminente, según Rodríguez. Por ejemplo, las reservas de San Alberto bajaron de una “manera dramática”. “Su producción está ya en picada, este campo producía entre 18 y 20 millones de metros cúbicos al día y actualmente está en seis u ocho millones.

“En el caso del campo Sábalo, de la misma forma, si bien no es tan vertiginosa su caída pero ya bajó a menos de la mitad la producción de estos megacampos”, menciona.

No ocurre lo mismo con Margarita-Huacaya, sin embargo. Este megacampo descubierto en 1998 hoy es el reservorio más grande del país, aportando con más de la mitad de la producción de líquidos y con más de un tercio en gas natural.

El pozo Huacaya 2 que fue perforado en Chuquisaca generará una ingreso anual de $us 134 millones

El pozo exploratorio Huacaya 2 del megacampo Margarita-Huacaya, que fue perforado en territorio chuquisaqueño, alcanzará su producción máxima de 3 millones de metros cúbicos día (MMmcd) el primer semestre del próximo año y generará una ingreso anual de $us 134 millones.

Según YPFB, el Huacaya 2 empezará a producir 1 MMmcd a partir de septiembre y el primer semestre del próximo año incorporará los restantes 2 MMmcd.

El potencial de gas natural de Huacaya 2 está en el orden de 3 MMmcd, aspecto que permitirá garantizar los volúmenes comprometidos para el mercado interno y externo. El incremento en la producción generará una ingreso anual de $us 134 millones.

La producción de gas de este pozo permitirá garantizar los volúmenes comprometidos por el campo Margarita-Huacaya, cuya obligación contractual es de 18 MMmcd y que actualmente tiene una capacidad de procesamiento de 19 MMmcd.

Por tratarse de un campo compartido, es probable que Chuquisaca y Tarija reciban un porcentaje de las regalías que generará el Huacaya 2, lo que se podrá conocer sólo cuando se actualice el factor de distribución que el Gobierno se comprometió realizar en este semestre.

Aunque en un acto público, el presidente Evo Morales dijo que el Huacaya 2 al estar sólo en territorio de Chuquisaca, excluiría a Tarija de los beneficios de las regalías.

PERFORACIÓN E INVERSIÓN

La perforación alcanzó una profundidad de 6.378 metros, convirtiéndolo en el pozo más profundo de la Cuenca del Subandino Sur. El objetivo original era la formación Huamampampa, a 5.900 metros. Su perforación se inició el 17 de octubre de 2015 y culminó el 30 de abril de este año.

La inversión en los trabajos de perforación será de $us. 112 millones y la puesta en producción demandará un total de $us.139 millones.

Se pudo comprobar la presencia de los reservorios H1B e Icla en el extremo norte del campo Huacaya, con un espesor mayor al previsto inicialmente.

Las arenas detectadas en el nivel Icla constituyen un verdadero hallazgo, pues el último pozo en el que se evidenció la presencia de esta formación fue el Margarita 7, el cual está ubicado diez kilómetros al sur de Huacaya 2.

El Área de Contrato Caipipendi también abarca territorio del departamento de Tarija y todos los reservorios del área serán desarrollados y explotados de manera integral por el Consorcio integrado por Repsol E&P Bolivia S.A. (37.5%-Operador), Shell Bolivia Corporation, Sucursal Bolivia (37.5%) y PAE E&P Bolivia Ltd. (25%) en el marco del contrato de operación suscrito con Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos.

El pozo Huacaya 2, cuya vida útil es superior a los 20 años, es parte del campo Margarita-Huacaya, en el Área de Contrato Caipipendi. Está ubicado en la provincia Luis Calvo, en el departamento de Chuquisaca, donde también se encuentran los pozos Huacaya 1 y Margarita 7. El área también abarca territorio del departamento de Tarija y todos los reservorios de la región serán desarrollados y explotados de manera integral.

Producción

La producción promedio de gas en Chuquisaca subió de 0,8 millones de metros cúbicos por día (MMmcd) de gas que producía el 2006 a cerca de 6 MMmcd en la actualidad. Sin embargo, con la entrada en producción del Pozo Huacaya 2 se adicionará un volumen de 3 MMmcd, haciendo un total de 9 MMmcd.

Se estima que la producción de gas en Chuquisaca el 2024 llegaría a los 16 MMmcd, lo que permitirá incrementar los ingresos para el departamento.



Foro por el gas Bolivia invita formalmente a Vladimir Putin

El canciller boliviano Fernando Huanacuni informó ayer que en su visita a Moscú entregó una invitación dirigida al presidente de Rusia, Vladimir Putin, para que participe en el IV Foro de Países Exportadores de Gas (FPEG), que se realizará el próximo 24 de noviembre en la ciudad oriental de Santa Cruz, a 840 kilómetros al este de La Paz.

Señaló que el Gobierno de Rusia, tras recibir esa invitación, manifestó el interés de asistir a ese foro con una delegación importante.

Adelantó que ese evento marcará los “lineamientos políticos que constituye la energía para el futuro”, además de debatir temas de comercialización y exportación de gas.

Los países que forman parte del FPEG son Argelia, Bolivia, Venezuela, Egipto, Irán, Catar, Libia, Nigeria, Emiratos Árabes Unidos, Rusia, Trinidad, Tobago y Guinea Ecuatorial, y en calidad de observadores Irak, Kazajistán, Países Bajos, Noruega, Omán y Perú.

Por su parte, el canciller ruso, Serguéi Lavrov, informó que su país espera que el FPEG defina el programa de acción de los productores de gas.

El jefe de la diplomacia rusa observó, además, un aumentado interés mutuo de los dos países en los proyectos de inversión en el ámbito petroquímico, agrícola y de transporte.

Rusia y Bolivia sostienen que su relación bilateral vive el mejor momento no sólo en temas energéticos, sino también referidos a la economía en general, además del nivel político, por lo que se prevé concretar “grandes inversiones” entre ambas naciones.

Lavrov subrayó que las empresas rusas Gazprom y Rosatom están desarrollando activamente la cooperación con Bolivia en materia de energía. (Agencias)

Plantas de urea y de tuberías inician la era de la petroquímica

Entre septiembre y diciembre de este año se iniciará la era de la petroquímica en el país. Las plantas de urea y amoniaco y la de tuberías y accesorios para redes de gas son los proyectos de industrialización del gas impulsados por el Estado.

El documento Memoria de la Economía Boliviana 2016, del Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, explica que la industrialización del gas natural se encuentra subdividida en dos fases: la primera fue concluida con la construcción y funcionamiento de las plantas separadoras de líquidos Río Grande en Santa Cruz y Gran Chaco de Tarija que iniciaron operaciones en 2013 y 2015.

Ambos proyectos permitieron a Bolivia dejar de exportar el gas rico —o gas enriquecido— a Brasil y Argentina, pero principalmente permitió incrementar los volúmenes de gas licuado de petróleo (GLP) para el mercado interno con la planta de Río Grande y la exportación con Gran Chaco que además permitirá suministrar la materia prima a la industria petroquímica que se construye en el país.

Precisamente, según la Memoria Económica 2016, la segunda fase del proceso de industrialización del gas se focaliza en la industria petroquímica. Esta etapa, considerada la más trascendental, comenzó con la edificación de la Planta de Urea y Amoniaco en Bulo Bulo, Cochabamba, que según confirmó el presidente Evo Morales, comenzará a comercializar fertilizantes agrícolas desde septiembre, el 80% para el mercado brasileño.

El segundo proyecto petroquímico es la planta de propileno y polipropileno para la producción de plásticos duros que será instalado en el municipio Yacuiba, Tarija. Esta obra demandará $us 2.200 millones.

Asimismo, está en construcción la planta de producción de tuberías y accesorios de redes de gas en El Alto, el cual tiene un avance del 72%. El proyecto está a cargo de la compañía coreana Consorcio Wonil Eng-Cosmo I&D Co, que firmó un contrato con la Empresa Boliviana de Industrialización de Hidrocarburos (EBIH) en octubre de 2016.

De acuerdo con un acuerdo, la firma coreana deberá realizar la ingeniería, construcción y puesta en marcha de la obra hasta diciembre del presente año.

Según el Ministerio de Hidrocarburos, este proyecto tendrá una capacidad de producción de tuberías de 3.882 toneladas al año y 251.000 piezas año de accesorios que coadyuvarán en el montaje de 100.000 instalaciones de gas domiciliario.

Su operación cooperará en la ejecución del Plan de Desarrollo Económico Social 2016 –2020, fundamentalmente en programas sociales y aportará a la diversificación de la matriz productiva.

“La universalización del servicio de gas domiciliario se constituye en una de las principales y prioritarias acciones que lleva adelante el Ministerio de Hidrocarburos a través de YPFB, para dar seguridad, comodidad y cuidar la economía de las familias bolivianas (...)”, dijo la viceministra de Industrialización, Comercialización, Transporte y Almacenaje de Hidrocarburos, Margot Ayala.

miércoles, 16 de agosto de 2017

YPFB, con premio a mejor estand en Expochaco



El Gobierno Autónomo Regional del Chaco y el Comité Organizador de la segunda versión de Expochaco Sudamericano otorgaron a YPFB el premio al mejor estand del pabellón internacional por ser el más visitado, innovador y tecnológico.

El gerente de Expochaco Sudamericano 2017, Gilmo Cardozo, agradeció la presencia de la empresa más importante de los bolivianos en la feria, institución ­—nacionalizada el 1 de mayo de 2006— que mostró los proyectos más importantes que tiene en beneficio de los bolivianos y principalmente de los habitantes del Gran Chaco, sostiene un comunicado de prensa Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

El diseño moderno, con líneas simples y sobrias, del stand de la petrolera permitió a los visitantes conocer el trabajo que desarrolla la empresa estatal. Difundió información de industrialización, explotación, medioambiente y otros.

Autoridades locales como el ejecutivo seccional de Desarrollo, José Antonio Quecaña, el Alcalde Ramiro Vallejos y concejales que visitaron el stand de YPFB, reconocieron y destacaron la presencia de la firma estatal en la feria exposición.

La Expochaco Sudamericano, en su segunda versión, se convirtió en una de las ferias más importantes del sur del territorio nacional, tomando en cuenta que alrededor de tres mil empresas del interior y del departamento de Tarija participaron para ofertar lo mejor de sus productos a empresarios bolivianos y de países vecinos como Argentina y Paraguay.

YPFB se consolidó en 11 años como la empresa nacional más grande e importante del país. Durante ese tiempo desarrolló varios proyectos de exploración y explotación con la finalidad de garantizar el abastecimiento de combustibles para el mercado interno y la exportación a los mercados de Brasil y Argentina, además impulsó el proceso de industrialización de los hidrocarburos.

lunes, 14 de agosto de 2017

Aceites de YPFB cuidan la industria



La maquinaria pesada de los sectores de minería, hidrocarburos, agricultura y construcción, entre otros, cuenta ya con una línea de 17 lubricantes fabricados por Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

La nueva familia de aceites está compuesta por el HAD ISO 68 y el LUB AOH ISO 32, 46, 68, 100 y 150 para sistemas hidráulicos; el LUB MGC 40 para motores estacionarios a gas; el LUB ATB ISO 100 y 150 para turbinas; el LUB MPN ISO 100 y 150 para equipos de perforación neumática, y el LUB EPS ISO 68, 100, 150, 220, 320 y 460 para todo tipo de engranajes industriales, de acuerdo con datos de la petrolera estatal.

Estos productos son “resultado de un estudio de muchos años” y representan “un salto cualitativo en el desarrollo” de aceites para la industria ligera y pesada, destacó durante el lanzamiento de la nueva línea el ministro de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez.

Los aceites, que cuentan con diferentes grados de viscosidad, son fabricados bajo “altos estándares de calidad” y están avalados con certificaciones otorgadas por organismos internacionales, como American Petroleum Institute (API), informó YPFB Refinación.

“Todas estas familias de lubricantes han tenido un excelente desempeño en las pruebas más exigentes y condiciones más severas”, en las que fueron utilizadas por “los diferentes fabricantes de equipos industriales y las marcas más reconocidas”, dijo Sánchez.

Refinación cuenta también con una línea automotriz y una línea de grasas, productos que se fabrican en la Refinería Gualberto Villarroel de Cochabamba.

El Extrem G12, producto bandera de la compañía, por ejemplo, es un lubricante multigrado que mantiene limpios los pistones y las anillas; evita la formación de depósitos y lodos originados por elevadas temperaturas de operación, y protege a los vehículos que cuentan con turbocompresores, catalizadores o sensores de emisión de gases. Proporciona también excelente lubricación, tanto a temperaturas ambiente bajas como elevadas, además de un óptimo arranque en frío.


sábado, 12 de agosto de 2017

YPFB Corporación Ministro Sánchez presidirá Directorio

La Cámara de Senadores sancionó la modificación al Parágrafo III del artículo 22 de la Ley N° 3058 de 17 de mayo de 2005, de Hidrocarburos, que establece que la Presidencia del directorio de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) dejará de ser dirigida por el presidente de la entidad y será ejercida por la ministra o ministro de Hidrocarburos.

“El Presidente Ejecutivo es la Máxima Autoridad Ejecutiva de YPFB. La Presidencia del Directorio será ejercida por la Ministra o el Ministro de Hidrocarburos”, señala el parágrafo modificado de la Ley de Hidrocarburos.

JUSTIFICACIÓN

Con esta modificación se pretende dar cumplimiento a la “Agenda Patriótica 2025” y el “Plan de Desarrollo Económico y Social 2016 – 2020”, además de mejorar la gestión de YPFB así como la fiscalización y control de actividades que realiza la estatal.

En un plazo máximo de 60 días, el Órgano Ejecutivo elaborará y aprobará los nuevos estatutos de YPFB. El documento fue remitido al Órgano Ejecutivo para su promulgación.